¿Por qué la Virgen de Torreciudad tiene la piel oscura?

-“Aquí pueden ver un ejemplar de Virgen negra, parecida a la de Montserrat en ese aspecto del color de la piel, que como muchas otras fueron la versión cristianizada de un culto antiguo, anterior al cristianismo. Bajo diversas formas se adoraba en ellas a una divinidad femenina, una especie de Diosa-Tierra, la Madre-Tierra”.

El que decía esto se dirigía con voz alterada a un pequeño grupo de visitantes franceses que entendían el castellano. Estaban cerca de la imagen de la Virgen de Torreciudad que hay en el santuario junto al altar al aire libre. Con su extrema delgadez, una gran barba, un chaleco de pescador, pantalón de lona amarillo y sandalias, ofrecía una pintoresca imagen de guía “improvisado”.

-“Tendrían ustedes que leer –siguió aquel hombre– El enigma de la Vírgenes Negras, de J. Huynen, donde se explica muy bien el verdadero origen del color oscuro de estas tallas y su relación con las diosas de la fecundidad, como Isis, Cibeles y Artemisa”.

Afortunadamente, este era un grupo de fieles que conocían bien en qué consiste la verdadera veneración cristiana a la Madre de Dios, y siguieron su recorrido plácidamente sin hacer mucho caso de todo aquello.

-“¿Quieren que les explique por qué la Virgen de Torreciudad tiene la piel oscura?”, me ofrecí cuando se separaron de nuestro amigo, que en aquel momento estaba dirigiéndose a un auditorio imaginado en algún lugar del pantano.

Talla de la Virgen de Torreciudad, detalle del rostro

Talla de la Virgen de Torreciudad, detalle del rostro

-“Eso sería muy bueno”, me contestó rápidamente una señora, “porque es muy curioso, lo hemos visto así en muchos lugares de Europa”.

-“Habrán oído una explicación con buena intención, que dice que el color oscuro de las vírgenes medievales es debido al humo de las velas”.

-“¡Sí!”, saltó un señor con aire académico, “pero hay muchas imágenes de la Virgen a las que se les ponen velas y no tienen la piel oscura. Además, las que la tienen, el tono es uniforme por toda la talla, y el humo negruzco daría un resultado irregular”.

-“Lleva usted razón”, -le contesté-. “Además, sería sorprendente que el deterioro fuera idéntico en tantos países, en una zona geográfica tan amplia y diversa. No, no es por el humo de las velas”.

-“¿Entonces…?”.

Talla de la Virgen de Torreciudad antes de la última restauración

Talla de la Virgen de Torreciudad antes de la última restauración

-“En primer lugar, conviene saber que con la denominación vírgenes negras nos estamos refiriendo a imágenes cristianas de la Virgen María que la representan con la piel oscura o incluso completamente negra. Las representaciones modernas en las que se le da a Santa María un aspecto étnico negro (por ejemplo, la mayoría de las africanas), no entran en esta categoría.

En realidad, relacionar el negro con la tierra y su fertilidad, María con la adoración de piedras negras en distintas civilizaciones o la piel negra con los elementos secretamente estudiados por los alquimistas en las criptas de las catedrales son fantasías literarias con las que se pueden construir novelas, pero no verdades”.

Niño Jesús de la Virgen de Torreciudad, detalle del rostro

Niño Jesús de la Virgen de Torreciudad, detalle del rostro

“De entrada, algo evidente es que la madera vieja, con el tiempo, adquiere un tono tostado. Pero la explicación real es que los escultores medievales, para cerrar los poros de la madera y poder pintar la encarnadura de la imagen (los ojos, los labios…) recubrían la escultura con una pasta parecida al albayalde que, aunque es blanca (como indica el inicio de su nombre, alba), con el paso de los siglos produce sulfuro de plomo negro. También llamado blanco de plomo, este compuesto químico (carbonato básico de plomo) es un pigmento empleado tradicionalmente en pintura artística que tiende a oscurecer con el paso del tiempo. Por ejemplo, se ha observado un efecto parecido en los llamados manuscritos iluminados, que son libros antiguos con decoraciones dibujadas con oro, plata y otros materiales”.

Vi que mi grupo no estaba muy dispuesto a seguir aprendiendo química, así que decidí terminar mi intervención de una manera más sugestiva:

-“Pero el que mejor explicó todo esto, así me lo enseñó D. Javier, el rector de Torreciudad, fue un poeta y dramaturgo del Siglo de Oro español, Lope de Vega”.

-“¿Y qué dijo?”.

-“En una de sus obras de teatro, Los Porceles de Murcia, hay una escena en la que los personajes participan en una romería, y en un momento dado dice la Virgen:

Morenica me adoran cielos y tierra
porque del Sol de mis brazos estoy morena.
Tanto sol me ha dado de este Niño hermoso
que hasta el pecho amoroso tengo abrasado.
Todos me llaman blanca azucena
porque del Sol de mis brazos estoy morena”.

-“Con eso me quedo”, respondió un simpático viejecito.

Monograma de Lope de Vega

Monograma de Lope de Vega

Anuncios
Categorías: Secretos pequeños | 7 comentarios

Navegador de artículos

7 pensamientos en “¿Por qué la Virgen de Torreciudad tiene la piel oscura?

  1. belen51

    bravo me he informado y me he divertido mucho .gracias

  2. saf

    ere’ lo mejo’ de lo mejo’ ole tu’ uevo’

  3. Muy interesante. Era absoluto desconocedor de esa teoría. Gracias

  4. Excelente blog, José Alfonso, felicidades. Lo seguiremos!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: